¿Cirugía Estética o Plástica?

Algunas de las preguntas que habitualmente surgen cuando una persona busca someterse a un procedimiento quirúrgico para conseguir una mejora estética es qué tipo de profesional es el más adecuado, la titulación que debe tener y qué profesional nos suscita mayor confianza. No es un tema menor, ya que someterse a una intervención quirúrgica, aunque sea por fines exclusivamente estéticos, puede acompañarse de efectos adversos, complicaciones durante o después de la cirugía y daños por errores o malas prácticas.

Existe demasiada confusión al respecto, y aunque la ley es relativamente clara, siguen existiendo zonas grises. Desde Saludabit intentaremos aclarar estos conceptos para saber a qué atenernos a la hora de recurrir a la cirugía estética.

Bienestar

Las especialidades médicas en España

Antes de empezar, quizá sea bueno conocer el concepto de especialidad médica. Es cierto que en términos coloquiales, cualquier profesional médico que haya dedicado su carrera a profundizar en un campo de la Medicina puede decir de sí mismo que “con el paso de los años me he especializado en tal campo”.  Ahora bien, el concepto legal de médico especialista es otro. En España, las especialidades médicas definidas por ley son casi una cincuentena, y para disponer del correspondiente título es preciso dedicar cuatro o cinco años a la formación en esa especialidad, un periodo que se denomina “residencia” y  al que los licenciados en Medicina acceden tras superar un examen (el conocido “MIR”).

Solo tras acabar la residencia esos médicos pueden decir que son “especialistas” oficiales en alguna de las casi 50 especialidades oficiales existentes.

La “Medicina Estética” no es una especialidad oficial

En España no existe una especialidad médica que responda a “Medicina Estética” o “Medicina Cosmética”. Sin embargo, ello no quiere decir que no sea legal que un médico que se haya dedicado a este campo en la práctica privada pueda utilizar dicho reclamo. Hablamos en este caso de médicos (profesionales cuya titulación mínima debe ser siempre la de Licenciado en Medicina y que deben estar colegiados) que, sin haber cursado necesariamente una especialidad oficial, se han desarrollado profesionalmente en el campo de las terapias “menores” que, sin ser intervenciones quirúrgicas, tienen una finalidad estética o cosmética.

Dejando de lado la titulación de quienes ejecutan los procedimientos estéticos que no implican intervenciones quirúrgicas, el nivel de evidencia científica que los respalda es muy débil y su utilidad limitada (además de que todo tratamiento estético que no implique corrección quirúrgica, sean cuales sean sus resultados, suele tener un beneficio temporal).

Concepto de “Cirugía Estética”

Si damos un paso más, y ya hablamos de profesionales que sí realizan intervenciones quirúrgicas, nos toparemos sin duda con el concepto “Cirugía Estética”. En contra de lo que mucha gente piensa, tampoco en España existe una especialidad médica oficial con este nombre. Lo que sí existe en España es la especialidad de “Cirugía Plástica, Reparadora y Estética”, cuyos especialistas reclaman, de hecho, ser los únicos con capacidad legal para ejercer la “Cirugía Estética” desde que en el año 2003 un Real Decreto cambiase oficialmente la denominación de la especialidad de “Cirugía Plástica y Reparadora” a “Cirugía Plástica, Reparadora y Estética”. Además, la jurisprudencia acumulada apoya esta reclamación. 

Sin embargo, esto no siempre es así y quedan todavía muchas zonas grises. Al fin y al cabo, existen especialistas oficiales en otras especialidades quirúrgicas (como la Cirugía General y del Aparato Digestivo o la Cirugía Oral y Maxilofacial) y especialidades médico-quirúrgicas (como la Dermatología, la Oftalmología o la Otorrinolaringología) que en su práctica profesional pueden haberse decantado por la cirugía con fines estéticos en aquellas áreas corporales que le son afines -en este sentido pueden estar plenamente capacitados para ello-.

¿Una especialidad en Medicina y Cirugía Estética?

Quizá el futuro nos depare una especialidad exclusiva en Medicina y Cirugía Estética, pero hoy por hoy no es así. En el campo de la “Medicina Estética” la variabilidad es grande. En el campo de la “Cirugía Estética” se impone, sin embargo, el que los médicos que la ejercen sean titulados en Cirugía Plástica, Reparadora y Estética, con las excepciones referidas.

Es recomendable exigir siempre la máxima transparencia. Hay que escoger clínicas de confianza que no tengan reparo alguno en suministrar el nombre y los datos de los profesionales que van a realizar la intervención (incluyendo sus especialidades), registro sanitario de la clínica, los pormenores de la intervención, alternativas, riesgos, recursos o medios que brinda el centro en caso de posibles complicaciones (¿dispone de UCI?). Y si se va a pasar por un quirófano, optar por profesionales con formación oficial (especialmente, quirúrgica o médico-quirúrgica) y que puedan acreditar suficiente experiencia en el procedimiento médico en cuestión.

Twitsumen

Si necesitas recurrir a la cirugía estética busca una clínica de garantías en la que te den toda la información sobre el médico y los procedimientos #Saludabit

Saber más

- Encuentra un especialista en Cirujía Plástica y Reparadora en el Plan Saludabit Plus

- Habla con expertos. Saludabit

- Cosméticos. Biblioteca Saludabit

- Combatir la celulitis. Blog Saludabit

Twitsumen

Compartir en: