Cómo evitar la caída del pelo

Se dice que es normal que se caigan unos cien cabellos al día, y que en la mayoría de las personas estos vuelven a crecer, pero en muchos hombres, y algunas mujeres, la pérdida de cabellos no se recupera a medida que se envejece.

Se trata de una condición normalmente leve, pero que en muchas personas causa preocupación y puede tener un elevado impacto emocional. A esto se suma que muchas veces la causa no está clara y que, además, los tratamientos disponibles para la caída del pelo no son efectivos.

También es este un terreno especialmente abonado para que se anuncien remedios milagrosos, productos y dispositivos inefectivos, además de multitud de suplementos alimenticios o productos cosméticos cuya eficacia tampoco se ha demostrado.

Te contamos las causas de la alopecia y los tratamientos que han demostrado disminuir la calvicie.

evitar la caída del pelo

Bienestar

Causas de la caída del pelo

La caída del pelo puede producirse por multitud de causas. Entre otros factores, pueden estar involucrados:

  • Factores hormonales.
  • Factores hereditarios, como en el caso de la alopecia androgénica.
  • El tratamiento con determinados medicamentos, como la quimioterapia.
  • Enfermedades de la piel, como tiñas u otras infecciones.
  • Reacciones autoinmunes, como en la alopecia areata (en forma de parches).
  • Estrés o traumas.
  • Alteraciones del propio ciclo del cabello (efluvio telógeno).

Dependiendo de la causa y el tipo de alopecia, su carácter podrá ser más o menos transitorio o, incluso, irreversible. El tratamiento, en cada caso, deberá ser diferente.

El ciclo de crecimiento del cabello

El ciclo normal de crecimiento de un cabello dura entre dos y tres años. Cada cabello crece aproximadamente 1 cm al mes durante esta fase, conocida como fase anágena. La mayoría del cabello crece a la vez, aunque hay un porcentaje, entorno al 10%, que se encuentra en fase de reposo -fase telógena- de 3 a 4 meses de duración. Transcurrida la fase telógena, los cabellos se caerán y serán sustituidos por otros nuevos.

Dada la desigualdad del ciclo, se pueden dar picos de caída. Esto es importante para entender por qué algunas personas creen experimentar mejoría con la utilización de productos cosméticos y suplementos vitamínicos: su empleo puede comenzar en un momento pronunciado de caída y cuando se vuelve a una fase preponderante de crecimiento se percibe que el tratamiento está siendo efectivo, cuando en realidad el ciclo está siguiendo su curso normal. 

Alopecia común, alopecia androgénica

El tipo de alopecia o calvicie más frecuente, que afecta sobre todo a los hombres -aunque también a un porcentaje de mujeres- es la alopecia androgénica, también conocida como alopecia común.

En el hombre, este tipo de alopecia se suele presentar en un patrón de calvicie donde la línea de implantación del cabello esta retirada (las famosas entradas) y luego afecta a la zona de la corona o coronilla.

En la mujer, este tipo de alopecia no presenta el mismo patrón. Las zonas no están tan marcadas, siendo su distribución más difusa.

Las causas son hereditarias y hormonales. Debe existir una predisposición genética para que los andrógenos, las hormonas masculinas, tengan un efecto promotor de la calvicie. Los folículos pilosos se van encogiendo o miniaturizando con el tiempo, y van produciendo cabellos más cortos y más finos hasta que finalmente, dejan de formar cabellos.

En gran parte se considera un proceso natural relacionado con el envejecimiento, y solo se debe tratar si la persona está descontenta o sufre por su aspecto.

Tratamiento para la caída del pelo

Son muy variados los tratamientos que se ofrecen para contrarrestar la caída del cabello, incluyendo el tratamiento farmacológico, los suplementos y hierbas y la cirugía. Repasamos las evidencias sobre su efectividad.

Medicamentos para la caída del cabello

El arsenal terapéutico es reducido y con bastantes limitaciones.

Existe un fármaco que se aplica de manera tópica sobre el cuero cabelludo, el Minoxidil. Se aplica en forma de solución, directamente en el cuero cabelludo para estimular los folículos pilosos. Puede ayudar a retrasar la caída del cabello, pero el grado de respuesta es diferente en cada paciente. Se puede tardar unos 4 meses en observar resultados. Al interrumpir el tratamiento el crecimiento puede cesar y volver al estado previo en unos meses. Los efectos adversos más frecuentes son de tipo dermatológico: prurito, dermatitis, sequedad, irritación, eccema, hipertricosis o crecimiento de vello en lugares no deseados.

El Minoxidil existe en varias concentraciones, algunos se venden sin receta médica. Las concentraciones más altas requieren prescripción médica. Sus nombres comerciales más conocidos son Lacovin, Regaine, Regaxidil.

Un fármaco que se toma por vía oral -la Finasterida- de la familia de los inhibidores de la 5-alfa-reductasa (con nombre comercial Propecia, Alocare, y otros, además de los genéricos de finasterida) ha mostrado cierta eficacia en cuanto a ralentizar la caída del cabello. Una parte de las personas experimentan crecimiento de nuevos cabellos, pero hay que tomarlo de por vida, o la alopecia vuelve a su curso normal. La Finasterida inhibe el proceso responsable de la miniaturización de los folículos del cuero cabelludo, lo que puede revertir el proceso de la calvicie. Puede tardar hasta seis meses en mostrar su efecto.

Una de sus principales limitaciones de la Finasterida es que solo se puede adminstrar a hombres. En mujeres está contraindicado e incluso las mujeres embarazadas o que puedan estarlo deben evitar incluso el contacto con el medicamento, por el riesgo que supone para el feto.

Los efectos adversos de finasterida incluyen disminución de la libido y estado de ánimo deprimido. Por otro lado, la Finasterida puede afectar la medición del antígeno prostático específico (PSA), utilizado como marcador en casos de cáncer de próstata. El PSA puede disminuir significativamente en los hombres que toman Finasterida, por lo que es necesario tener en cuenta esto antes de interpretar los resultados de la prueba.

Trasplante capilar

En algunos casos, puede estar indicado el trasplante capilar, consistente en trasplantar cabellos de zonas pobladas -las llamadas zonas donantes- a zonas donde haya calvicie.

El trasplante se considera eficaz, aunque no en todos los casos funciona y no está exento de efectos adversos. Además, la técnica puede resultar dolorosa, aunque se realiza con anestesia local, y las sesiones son largas, ya que se trasplantan cientos o miles de cabellos uno por uno. Se trata de una técnica cara.

Los riesgos asociados a esta técnica incluyen infección y cicatrización con perdida permanente de cabello. También pueden darse resultados de apariencia "antinatural" en los que el paciente no quede satisfecho con su aspecto.

Suplementos vitamínicos y minerales

A no ser que se trate de personas que sufran estados carenciales o de desnutrición, para las personas que siguen una dieta normal, los suplementos de vitaminas u otros nutrientes no han demostrado ser útiles en la detención de la caída del cabello.

Plantas medicinales

Plantas medicinales como Serenoa repens o Serenoa serrulata -comúnmente conocida como palmito- han sido utilizados por su efecto antiandrogénico, por ejemplo en patologías de próstata. Sin embargo, no hay evidencia de que tenga eficacia en la alopecia, a pesar de que se anuncia masivamente en internet para este fin como la alternativa natural a la Finasterida. Lo encontramos también en algunos champús o lociones que se venden para la caída, pero tampoco por vía tópica se ha demostrado su supuesto efecto.

Cosméticos capilares

Los famosos champús anticaída, ampollas y lociones cosméticas no han demostrado ningún efecto frente a la miniaturización del folículo. Por lo tanto, no deberían hacer este tipo de alegaciones. Los cosméticos pueden limpiar, acondicionar, y dar brillo al cabello, pero no tienen efecto en la alopecia.

¿Es posible prevenir la caída del pelo?

Cuando las causas son hereditarias y hormonales, como en el caso de la alopecia androgénica, la prevención no resulta posible. Se puede iniciar el tratamiento, si la persona lo desea, con mayor antelación para que la pérdida no sea tan extensa.

Para evitar otros tipos de alopecia puede ser de ayuda presentar un estado nutricional sano, no llevar peinados tirantes o muy apretados y no abusar de tratamientos químicos agresivos como permanentes, entre otras medidas.

 

Saber más

- Encuentra un Dermatólogo cercano con el Plan Saludabit Plus.

- Cosméticos. Biblioteca Saludabit.

- Mi barba y yo. Blog Saludabit.

Twitsumen

La caída del cabello puede tener múltiples causas, siendo la más común el efecto de los andrógenos sobre los folículos cuando existe una predisposición genética #Saludabit 

Compartir en: